jueves , abril 15 2021

Antorcha nos ha impulsado: católicos

Adrián Salazar.-

 

Las familias católicas de Balcones del Sur acuden a desarrollar sus actividades en la iglesia del Sagrado Corazón de Jesús. Sin embargo, no siempre ha sido así. Anteriormente se congregaban en un pequeño templo que se encontraba a un lado del auditorio. “Era una parte muy pequeña en la cual no cabíamos porque Balcones siempre ha sido una comunidad muy grande y religiosa”, recuerda Sandra Rodríguez Cruz, actual coordinadora del orden en la iglesia, quien nos habla de cómo se fue el desarrollo de esta iglesia en favor de la comunidad puesto que “después fue donado este terreno y fue levantada la iglesia gracias al Movimiento Antorchista”.

Sara Rodríguez explica que en ese entonces estaba “nuestra compañera Charis y, con la ayuda de la doctora Soraya, ellas fueron las que nos ayudaron a levantar aquí, y nuestro grupo de la iglesia que se llamaba proconstrucción, que en ese tiempo lo coordinaba nuestra catequista Yolanda Guzmán, que fue la pionera también de todo este movimiento para levantar nuestra iglesia”.

¿Cómo fue la lucha para que pudieran disfrutar de esta iglesia?

Fueron muchos años de luchar por tener algo, de hacer rifas, de vender cosas porque al principio solamente poníamos una lona y nos traíamos el altar y todo lo que se necesita para una misa. Entonces sí era triste, pero la gente venía, aunque estuviera en el rayo del sol, después poco a poco se fueron haciendo las paredes. En realidad, hemos visto que nuestra comunidad ha crecido demasiado, a todos los alrededores de Balcones, y eso ha hecho que ahora nuestra capilla se llene demasiado, al grado que nuestro anterior sacerdote, el padre Hipólito, nos decía que era necesario hacer un poquito más amplia nuestra iglesia porque no cabíamos. En celebraciones especiales, como ahorita que viene Viernes Santo o Sábado de Gloria, no cabe la gente adentro, entonces nos vemos en la necesidad de buscar unas bocinas para que la gente que se queda afuera pueda también llevar el mensaje de nuestro señor.

¿Considera que es una obra representativa del progreso de Balcones?

Claro que sí. Es muy importante porque gracias a esta construcción, a este lugar que se nos ha hecho, muy digno porque es digno tener este lugar propio, para que nosotros vengamos a hacer nuestro culto, es de verdad muy importante y satisfactorio para nosotros; de verdad es algo confortante.

¿Qué otras acciones, considera representativas de la colonia?

Estoy muy admirada por nuestra casa de cultura; es algo prioritario para nuestros hijos. A través de los años hemos visto que muchos jóvenes se han desviado, pero ahí tenemos muchas actividades que, si los padres nos pusiéramos a que nuestros hijos valoraran lo que hay y aprendieran, todo lo que se ha visto no se vería.

Tan sólo la Unidad Deportiva es algo prioritario, el deporte lo deberíamos hacer todos, de todas las edades, desgraciadamente muchos de los que vivimos aquí no valoramos lo que tenemos, pero en verdad es algo que no lo tiene cualquiera y que el precio que tiene es risible porque en realidad no pagamos nada de lo que se debe de pagar, es muy bajo el costo. A nosotros nos debería de dar vergüenza no ir, no ocuparlos, no estar llevando a nuestros hijos a que ellos mismos vean lo que pueden obtener de eso.

Muchos de nosotros hemos enfermado de Covid, pero las personas que han hecho ejercicio han salido adelante. Aquí muchos han fallecido, pero gracias al deporte, que yo creo que es prioridad para nuestro cuerpo, muchos han logrado salir adelante de esa enfermedad.

¿Por qué Balcones tiene su Casa de Cultura, su Unidad Deportiva y esta iglesia?

Es gracias al Movimiento Antorchista que siempre está pendiente de nosotros, no simplemente en esos lugares tan grandes y visibles, sino a través de las personas que vivimos aquí. Antorcha no nada más se dedica a eso, también va personalmente a visitar a la gente en sus casas y ver las prioridades que tenemos cada uno de nosotros; eso yo puedo reconocer. Yo me jacto de las obras porque se ve, porque cualquier persona que venga lo valora. He traído a familiares y amigos y me dicen: oye esto está hermoso, está precioso.

Pero las cosas tan pequeñas como visitar a nuestros enfermos, visitar a las personas que les ha pasado algo, o que tienen una necesidad y que ellos vayan -los activistas de Antorcha-, con mucho gusto, a mí me sorprende porque ni siquiera dicen: ay no, hay que tener cuidado porque nos podemos enfermar o nos podemos contagiar, van con el corazón abierto y saben que no les va a pasar nada porque van dedicados al servicio.

            Yo he sido testigo de muchas cosas porque me he dedicado al servicio de la iglesia. Tengo más de 15 años aquí en el servicio y yo lo he visto, también he sido de las personas que invita y les digo: vengan, conozcan, sepan de qué hablamos, qué somos, qué hacemos. Eso es importante. También me he dado a la tarea de ver qué hacen, qué dicen, para qué lo hacen, a quién se lo hacen, yo también lo he visto y, las veces que yo he podido, también les digo: en lo que yo pueda les apoyo. Porque se trata de darnos la mano entre todos.

¿Cuál sería el mensaje a los vecinos de las colonias de alrededor?

Muchos de nuestros vecinos ocupan las instalaciones que están dentro de Balcones porque están hechas para el servicio de todos, no nada más de Balcones, pero muchos de ellos a veces no lo toman como algo importante, resultado de la lucha, en realidad; a veces dicen no conocer la lucha de Antorcha, pero sí los invitaría que se dieran la oportunidad de venir a conocer este lugar, no saben la grandeza de la gente que vive aquí.

También los invitamos a las actividades que tenemos aquí, que vengan a recrearse sanamente, que no nada más estemos en nuestras casas, sino que hagamos algo; hay muchos jóvenes que, de verdad, mis respetos porque practican deporte, danza, tienen cosas bellas. Muchas veces se les invita y no se dan la oportunidad, entonces esa sería la principal invitación, a que vengan a conocernos, que no nada más oigan lo malo que dicen de nosotros, sino que vengan a ver todo lo que tenemos de bueno, todas esas actividades serían importantes para ellos y para sus hijos.

Balcones tiene muchas cosas todavía por delante, mucho que dar y que hacer; ayudarnos todos, impulsados por el Movimiento Antorchista que tenemos ahorita, aquí con nosotros. Podemos salir más adelante y hacer muchas más cosas.

Acerca de Redacción

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.