sábado , noviembre 28 2020

Cumplimos: construimos un Senado moderno

A pesar de las diferencias ideológicas y la diversidad regional que representamos, logramos construir acuerdos y cumplimos la tarea de legislar, ya que en el Senado expresamos el anhelo de cambio y de modernidad de nuestra sociedad, expresó el senador Manlio Fabio Beltrones.
Confiamos en que el funcional edificio que legamos a la próxima legislatura se consolide como un espacio de libertad y deliberación pública, de puertas abiertas a la voz de la ciudadanía y donde se co-legisla con visión de Estado para servir a los intereses de la Nación.
El Senado de la República ha cumplido su función como un sólido puntal de la vida institucional y el equilibrio constitucional, y ha establecido una forma moderna de diálogo y comunicación entre los poderes de la Unión, la cual corresponde a nuestra pluralidad y a la época de los gobiernos divididos, sostuvo el senador Beltrones en reunión del Grupo Parlamentario del PRI, previa a la sesión solemne de clausura de la LXI Legislatura este 30 de abril.
Participamos en un foro republicano en el que se deliberó, se acordó y se legisló para fortalecer la gobernabilidad democrática y renovar las bases del crecimiento, el empleo, la seguridad y la soberanía del país. El ciclo de reformas institucionales en materia electoral, energética, de seguridad pública, justicia penal y amparo, derechos humanos y, recientemente, en el ámbito político, constata el compromiso reformador y el anhelo de modernidad con justicia, libertad y desarrollo que ha guiado nuestra función parlamentaria y que, entendemos, debe tener un Senado moderno.
No se rehuyó ningún tema, por controvertido y espinoso que pareciera. Inquietudes tan sensibles como la trata de personas, la desventura de los jóvenes, la sequía y la atención a las víctimas civiles y militares de la violencia criminal, han sido atendidas y los compromisos se han traducido en legislación como en el reciente caso de la Ley General de Víctimas.
Hubiéramos deseado trabajar aún más en la actualización de nuestras leyes, hacerlo con la capacidad de respuesta ágil que exige la vertiginosa velocidad de los cambios en la sociedad, e instaurar mecanismos que permitan reducir las controversias constitucionales entre los poderes de la Unión, las cuales han paralizado en ocasiones el quehacer legislativo y gubernamental.
Convencidos de que México tiene el capital político, social y humano necesario para salir adelante, a partir de la conclusión de nuestra responsabilidad -en agosto próximo- continuaremos nuestro esfuerzo colectivo y de servicio público para construir un México más justo, libre y solidario, concluyó el senador Beltrones.

Acerca de Redacción