miércoles , enero 20 2021

Va la leche a 14 pesos el litro

El Frente Nacional de Productores y Consumidores de Leche advirtió hoy que el litro del lácteo subirá a 14 pesos a causa de la sequía en Estados Unidos que ha provocado escasez de maíz amarillo en el mundo, y a la carestía que se registra en los insumos a nivel general.
Álvaro González Muñoz, líder del Frente, manifestó en entrevista que la nueva contingencia amenaza también a 150 mil pequeños y medianos ganaderos que, para sobrevivir, demandan se les aumente un peso con cincuenta centavos más el litro de leche que les compra el gobierno federal y los industriales del país.
El dirigente explicó que el aumento desmesurado de los precios internacionales del maíz, la pasta de soya y salvado de trigo, cien por ciento más a los de hace cinco años, ha colocado a los productores en una «encrucijada».
De acuerdo con informaciones de agencias internacionales, dijo Álvaro González, se estima que este año la producción de maíz en Estados Unidos sufrirá una reducción estimada de entre 45 y 65 millones de toneladas por el cambio climático y la sequía que se ha acentuado en territorio norteamericano.
Esto indica que en México se agravará el problema de la falta de maíz y soya, que son los principales insumos que utilizan los ganaderos en sus proyectos de producción de leche, afirmó el dirigente, en tanto que la alfalfa, otro insumo importante en la dieta vacuna, está siendo sustituida por otros suplementos.
Consideró como exagerado el aumento del maíz y la pasta de soya. Ambos han subido a un promedio del 100 por ciento su valor comercial en los últimos meses y se estima que continuará el incremento por el resto de este año.
En la presente semana el precio internacional del maíz se cotizaba en 5,200 pesos la tonelada y el de soya a 9,200, cuando a principios de este año se ubicaban en 2,800 y 6,000 pesos la tonelada, respectivamente. Asimismo, la alfalfa en el mismo periodo, tenía un precio de dos mil pesos la tonelada, y ahora mismo está en 3,500 pesos
Estos aumentos nulifican cualquier proyecto productivo, si no se aplican medidas de auxilio precautorias en cuanto a aumento de precios de la leche, en forma proporcional al aumento que registran los precios internacionales de los insumos.
Álvaro González dijo que en la actualidad mantener la alimentación adecuada de una vaca lechera asciende a 105 y 110 pesos por día, cuando hace siete meses el costo era de 60 pesos por animal, en tanto que el precio al productor de leche solamente ha aumentado alrededor de un peso.
El panorama que avizoran los ganaderos lecheros en breve plazo, es que será imposible continuar con una política de bajos precios del producto y aumento desmesurado de los insumos. El único camino a seguir, dijo decepcionado, es la desaparición. «Este camino es un hecho, no una amenaza», indicó.
En tan sólo un mes, ha desaparecido el 10 por ciento del hato lechero, ante la incosteabilidad de producir leche. Todos los animales han ido a parar al rastro, sostuvo el dirigente y apuntó que «al paso que vamos, se estima que en tres meses —de no tomarse las medidas de rescate— desapareceremos todos del mapa».
En el país existen alrededor de 6 millones de vacas lecheras, de las cuales 2 millones 500 mil son estabuladas y pertenecen a grandes consorcios y productores cooperantes, quienes reciben todos los apoyos institucionales, mientras que, los pequeños y medianos productores, se ven abandonados a su suerte.
En las próximas semanas el comité directivo del Frente Nacional de Productores y Consumidores de Leche realizará una consulta en todos los estados de la República, a fin de lograr consenso en cuanto a los caminos a seguir, y también para que el gobierno federal y la sociedad mexicana, estén conscientes de la problemática por la que atraviesan los productores nacionales de leche.

 

Acerca de Redacción