domingo , enero 24 2021

Se aprovechará la biología celular para la preservación de especies


A través de investigaciones sobre biología celular y analizando la línea germinal en los machos y las hembras, la doctora en Fisiología Norma Angélica Moreno Mendoza, busca el rescate de especies de animales en peligro de extinción.

La especialista, quien fue la primera mujer egresada de la Escuela de Biología de la BUAP, presentó parte de los estudios que realiza en el Instituto de Investigaciones Médicas de la UNAM, durante su conferencia «Diferenciación de la línea germinal en dos modelos de fauna silvestre: Hermafroditismo y Neo-ovogénesis».
En el auditorio de la Facultad de Ingeniería, donde la Escuela de Biología inició los festejos de su XXV Aniversario, explicó a estudiantes y académicos el ciclo de formación para determinar el género de animales, peces y humanos, así como lo que pasa cuando ésta no se da completa.
Puso énfasis en la importancia que tienen las células progenitoras que se han encontrado en humanos en edad avanzada y en animales como la rata y algunas especies de murciélagos que se han capturado y estudiado en laboratorio.
La doctora Moreno Mendoza, quien tiene nivel II en el Sistema Nacional de Investigadores (SIN), consideró que a través de esta línea de investigación, cuyos resultados serán publicados en una revista especializada, se pretende rescatar diversas especies de la fauna silvestre de México, en procesos que podrían incluir la fertilización in Vitro.
Apoyándose en imágenes que ilustraron más la explicación, comentó por otra parte, la forma en la que se va definiendo el sexo de los animales y de los humanos; la línea biológica que sigue entre la mitosis, meiosis y foliculogénesis, así como, lo que pasa cuando una parte de la línea germinal se pierde.
La ex alumna de la BUAP, que ha realizado diversas estancias en el extranjero, habló de la morfogénesis ovárica y de la caracterización de células progenitoras que está haciendo en tres especies de murciélagos que habitan en el estado de Morelos.
Por su parte, el director de la Escuela de Biología, Alejandro Cebada Ruiz, durante la apertura de los festejos de aniversario, resaltó la participación que esta unidad académica en el desarrollo científico, tecnológico y social del estado de Puebla.
El papel del biólogo, aseguró, es trascendente: está comprometido con el estudio de la vida y en la búsqueda de soluciones a los problemas ambientales, sociales y económicos. A través de sus egresados contribuye con el desarrollo de la producción científica y tecnológica del país y el mundo.
Recordó que los festejos académicos concluirán con la entrega del máximo galardón que otorga la unidad académica: la medalla «Alfonso L. Herrera», a destacados investigadores, presea a la que se sumará este año, el premio al «Mérito Biológico».
El evento fue inaugurado en representación del Rector Enrique Agüera Ibáñez, por el Director General de Bibliotecas, Alfredo Avendaño Arenaza.

 

Acerca de Redacción